ToteKing comparte su terapia: El tratamiento Regio

publicado el miercoles 22 de mayo del 2013 a las 16:52 | review | 503 hits

Cuando todav?a estamos digiriendo H?roe (2012), Toteking lanza gratuitamente a trav?s de la red un EP compuesto por ocho tracks tan desconcertantes como atractivos.

Sin embargo, los oyentes y la mayoría de la prensa se han portado bien, haciendo caso a Tote en procurar no hablar demasiado sobre el trabajo, pues como ya afirmó, sólo se trata de un EP para disfrutarlo sin más, evitando polémicas y divagaciones. Pero nosotros sabemos que las normas están para romperlas, y pensamos que El Tratamiento Regio es toda una joya, un punto de inflexión en la trayectoria del Hermano de Alcántara, digno de, al menos, echarle un ojo a vista de pájaro en un plano cenital.

"Dámelo, que reine..."

manhattan-woody-allen1El Tratamiento Regio (2013) está cargado de novedades de los pies a la cabeza. En primer lugar, merece la pena destacar el "no-diseño" del EP, realizado por el mismo Tote. En la cover, apreciamos a una pareja acostada cómodamente sobre una cama de matrimonio, en actitud relajada y muy probablemente, después de haber tenido unos momentos de mayor agitamiento; ya nos entendéis. Si lo pensamos con detenimiento, la escena parece proceder de una película, pues ya sabéis cómo se las gasta Tote con el cine. Si esto lo asociamos con el título del álbum y el fragmento del guión fílmico presente en el segundo tema a modo de sampler, voilà! Ya tenemos un mensaje claro: "esto es justo lo que necesito; el «tratamiento regio», lo llamaría". Es decir, lo único que necesitamos son las cosas sencillas, enriquecedoras y a ser posible, gratis. Como el sexo, el amor o el EP de Tote, todo hay que decirlo. Y más en tiempos de crisis.

Musicalmente hablando, podemos afirmar que El Tratamiento Regio satisface tanto al oyente como al propio Tote. Al primero, por una razón muy simple: en cada una de las ocho canciones encontramos a un Tote King muy diferente, aunque lleno de coherencia y cohesión con el concepto global del álbum. En el EP, se unen "los Totes" de Música para enfermos (2004), Un tipo cualquiera (2006), T.O.T.E. (2008) y El lado oscuro de Gandhi (2010). El mismo mensaje con un estilo diferente. Letras personales, crudas y hardcore camufladas en melodías agradables aderezadas con pianos y tempo lento. Pocas veces hemos visto a un Tote más contundente y honesto, pese a la crítica generalizada. Sin embargo, tampoco falta la crítica social del panorama político-cultural actual, así como mensajes de cariz más egotrip que inyectan autoestima y fuerza en el oído y alma del oyente. Resumiendo: la mente de M. González en ocho temas, por si os quedaba alguna duda sobre si Tote sigue siendo el mismo o no. Paradójicamente, cuanto más evoluciona más auténtico es.

Para Tote, el EP supone el inicio de un respiro bien merecido, para poder reflexionar, asimilar, así como encajar física y mentalmente todo lo acaecido durante los dos años imparables que lleva, enlazando giras sin descanso. Es por ello que en El Tratamiento Regio ha decidido por fin quitarse las espinitas que tenía clavadas en la garganta: colaborar líricamente con Duddi Wallace, Elphomega, Halberto el Cheff, Esco, Zawezo del Patio, Torrico, y Don Clemensa. Conexiones directas con Málaga, Sevilla, Madrid, Latinoamérica o Nueva York. Sin olvidar los colchones instrumentales de Baghira, Torrico, Lowlight, o M-Phazes; lo clásico se renueva de modernidad con nuevos nombres para nosotros.

Bueno, bonito y barato: el Tote de siempre, sin adornos, el que "empezó de cero". Mensaje, flow versátil, ingenio, vocalización perfecta, humor, arte, cine, literatura, basket, samplers fílmicos —grande Woody Allen en Manhattan—, beats llenos de rap, jazz, rock, ritmos latinos con guitarras, entonaciones, cadencias, velocidad, lentitud. Y nuevamente, Tiburón saliendo del agua dispuesto a comerse a los chanquetes que van de escualo. Para esta terapia no hace falta receta ni previa visita al médico. El TOC se elimina fácilmente con el toque del cetro regio. Palabra de honor. –

by: Sebastián Arteaga

Descarga el trabajo aqui.


En la red